¿Por qué los chatbots están revolucionando la relación estudiante-institución?

La ventajas de los chatbots son evidentes; sin embargo, conforme la tecnología evoluciona sin duda también lo harán las habilidades.

La tecnología ha revolucionado la forma en que las empresas interactúan con sus estudiantes; ahora la comunicación ya no es unidireccional, sino bidireccional. La opinión llega a las compañías en tiempo real, aunque también impacta en la percepción que otros tienen de la marca, por eso cultivar buenas relaciones con ellos es más importante que nunca.

Herramientas tecnológicas como los chatbots basados en Inteligencia Artificial (IA) han demostrado ser muy eficaces para mejorar la experiencia de compra, ya que además de su disponibilidad 24/7 y respuestas certeras en tiempo real, también permiten a las empresas conocer a profundidad a sus estudiantes, sus intereses, preferencias, dudas y más.

Esta información en manos de un chatbot es una guía para que las instituciones puedan ajustarse a las exigencias y obtener estudiantes más leales, ya que para el 80% de ellos la experiencia que proporciona una empresa es tan importante como sus productos y servicios.

Sin embargo, mejorar la experiencia del alumno es mucho más que atender dudas o cerrar las ventas, se trata de una estrategia integral que le permita a las instituciones estar con sus estudiantes en todo momento, desde que ingresan al sitio web hasta en el servicio post-venta.

Inversión para el futuro

Luego de la pandemia por COVID-19, los líderes empresariales que miran al futuro entienden cada vez más que la satisfacción del estudiante es tan valiosa que requiere de una importante inversión de tiempo, talento y recursos.

Incluso, según el tercer reporte State of Service, un 82 por ciento de las empresas consideran que el servicio al cliente debe transformarse para mantener la competitividad de sus negocios, por ello 7 de cada 10 planea asignar el presupuesto necesario para la modernización de esta área, además prevén que el uso de la IA por parte de los equipos de servicio al cliente aumentará en más de 140 por ciento en los próximos 18 meses.

Los beneficios que los chatbots tienen los hacen un aliado ideal para que las empresas conozcan a sus clientes mejor, gracias a que pueden reunir y analizar una gran cantidad de datos que los mismos usuarios proporcionan.

¿Qué puede hacer un chatbot por mi institución?

Atención 24/7. La disponibilidad en la atención al cliente sin importar el día o la hora es vital para mejorar la experiencia y comunicación con el mismo, ya que en el momento en el que tenga una duda el asistente estará ahí para atenderlo.

Reducción del tiempo de espera. Los estudiantes obtienen respuestas de manera instantánea, ya sea que tengan dudas sobre el estado de los pedidos, formas de pago o las características de algún producto en específico. La conversación en tiempo real que mantienen los chatbots ayuda a conservar el interés del consumidor.

Sugerencias personalizadas. Los chatbots usan información de compras previas o preferencias del alumno para hacer sugerencias personalizadas, esto no sólo incentiva nuevas compras sino que le dice a los consumidores que la marca tiene lo que buscan y le interesa su preferencia. No se debe subestimar el poder de la personalización en la atención digital: según una encuesta de Accenture, el 75 por ciento de los clientes admite que es más probable que le compren a una empresa con la que se siente más familiarizada, que reconoce sus datos, conoce su historial de compras y puede hacer recomendaciones basadas en compras anteriores.

Asistencia durante cada etapa de compra. Para cada duda y cada etapa de compra el chatbot está disponible para asistir al cliente, sin necesidad de que tenga que recurrir a otro asistente porque su duda compete a otro departamento, es decir el chatbot es un asistente integral.

Proporcionar leads a los agentes. Los chatbots de IA pueden preguntar a los alumnos datos importantes para los departamentos de ventas como su correo electrónico, lo que les permite a un representante de ventas obtener un lead más cualificado y tener así más cercanía con los consumidores.

La ventajas de los chatbots son evidentes; sin embargo, conforme la tecnología evoluciona sin duda también lo harán las habilidades y alcances de estos asistentes. Se pronostica que para 2025, las organizaciones de servicio al cliente que incorporen chatbots de IA en su plataforma multicanal de contacto elevarán su eficacia operativa en un 20% en promedio, señala Artificial Solutions en el reporte Chatbots: La Guía Definitiva 2020 .

En la era post pandemia será vital que cada institución reevalúe la forma en la que conecta con sus estudiantes y cómo gestiona sus canales de contacto, con una mirada cercana, confiable y un aliado de su estilo de vida.

Fuente: Marca20.com


La inteligencia artificial, las tecnologías cognitivas, en especial el bot están dominando las conversaciones e interacción en las áreas de atención al cliente. La mejora a través de la atención multicanal es una oportunidad significativa para mejorar en el mundo digital actual donde los clientes esperan respuestas rápidas las 24 horas del día los 365 días del año.

En la Universidad Andres Bello ya fue implementado logrando múltiples beneficios. Para conocer más acerca de éste caso de éxito,  ingresa AQUI.

Si tu organización están pensando en implementar uno, no lo dudes y contáctanos ya!

 

¡Conoce el nuevo módulo de Matrícula Online de U360!

Modulo de Postgrado y Educacion Continua

Hoy en día la tecnología se ha vuelto cada vez más importante y esencial para la continuidad de muchas empresas e instituciones, en especial, en esta época de pandemia.

Dado esto, anunciamos el lanzamiento del nuevo módulo de Matrícula Online para la suite U360, plataforma de relacionamiento especializada en Educación Superior.

Esta herramienta llega a optimizar el proceso de inscripción de los actuales y nuevos alumnos, de una manera mas automatizada, rápida, cómoda y segura, permitiendo realizar la matrícula desde cualquier lugar y horario.

Todo esto, a través de un portal que, de manera transparente, en línea y en tiempo real, los estudiantes podrán realizar su inscripción, obteniendo una visibilidad completa del estado de ésta.

La plataforma además te permitirá:
– Cargar contratos, si lo requiere, para que el postulante los pueda firmar a través de firma electrónica simple.
– Habilitar botón de pago, con el cual el estudiante podrá pagar vía transbank.
– Permitir que tus alumnos puedan realizar una simulación económica para visualizar si tiene beneficios internos de la institución.
– Integración con distintas herramientas y plataformas educativas.

Cuando una crisis se vuelve oportunidad

Una cultura de innovación impulsa la resiliencia de los negocios y la recuperación económica

En tiempos de crisis, la innovación se vuelve una necesidad, y la historia nos dice que a menudo, la humanidad termina en un lugar mejor.

Una pandemia de cólera en el Londres del siglo XIX, llevó a la creación de un nuevo campo científico: la epidemiología. El desafío de descifrar los mensajes del enemigo durante la Segunda Guerra Mundial impulsó el desarrollo de las computadoras.

Con la pandemia actual, no es sorpresa ver un proceso similar de innovación. Desde que COVID-19 golpeó a la economía global, “hemos presenciado en primera fila cómo una ola de cambio transformador ha atravesado la región”, comentó Ahmed Mazhari, presidente de Microsoft Asia. “Esta no es una hazaña fácil; las organizaciones tienen desafíos por superar y la innovación ya no es un lujo. Tiene que formar una parte central en el ADN de una organización”.

Muchos otros en el mundo de los negocios están de acuerdo.

Un nuevo estudio entre Microsoft e IDC, Culture of Innovation, Foundation for business resilience and economic recovery in Asia Pacific (APAC) (Cultura de la innovación, base para la resiliencia de los negocios y la recuperación económica en Asia Pacífico), muestra que 41% de los negocios ven a COVID-19 como una oportunidad. Esos negocios también esperan recuperarse más rápido y salir de la crisis con ingresos similares o mejores que antes.

La innovación ayuda

Sin embargo, no hay que pintar un cuadro demasiado rosado. COVID-19 tiene un impacto devastador en la vida humana, y la recesión económica resultante ha visto a muchas personas perder sus trabajos o sufrir una reducción en sus ingresos.

Ante esta disrupción, las personas y las empresas hacen todo lo posible para seguir adelante. En Asia Pacífico, las organizaciones que se han adaptado, han aumentado su capacidad de innovar en los últimos seis meses. Además, a medida que adoptan el cambio, les resulta más fácil innovar.

No todas las organizaciones progresan de la misma manera, pero hay muchas cosas que podemos aprender de aquellos que lideran el camino.

Entender la cultura de la innovación

El estudio incluye un marco de cultura de innovación, el cual describe una interacción de personasprocesosdatos y tecnología para evaluar la manera en que una organización aborda la innovación.

También identifica cuatro etapas a lo largo del camino hacia una cultura madura de innovación: tradicionalista, novato, adoptante y líder. Adicional a esto, brinda orientación para ayudar a las organizaciones a volverse líderes, para que puedan responder a los desafíos y recuperarse más rápido.

¿Qué tienen en común los líderes?

Casi todas las organizaciones (98%) identificadas como líderes, con la cultura de innovación más avanzada, comparten la creencia de que la innovación es clave para responder más rápido a los desafíos y oportunidades del mercado. Estos líderes son más resilientes a las crisis como la actual pandemia y esperan recuperarse más rápido.

Esta resiliencia da forma a su percepción de los resultados de negocio. Alrededor del 50% de aquellas organizaciones identificadas como líderes, reportaron un incremento esperado de los ingresos totales cuando se les preguntó qué impacto piensan que COVID-19 tendrá en su negocio en general en 2020.

Los líderes también reconocen la importancia de la transformación digital y aceleran el ritmo de la digitalización en respuesta a la crisis. Ochenta y siete por ciento tienen la intención de acelerar iniciativas, como lanzar productos digitales, pagos digitales, ecommerce y automatización. Sólo 66% de otras organizaciones tienen la intención de hacerlo de manera similar.

Más allá de productos, servicios y procesos digitales, los líderes comprenden la urgencia de rediseñar sus modelos de negocios en general. De hecho, los líderes ya han comenzado a repensar sus modelos actuales de negocios y han comenzado a explorar nuevos, para asegurar la resiliencia y la recuperación rápida del negocio.

Tal vez la característica más llamativa de los líderes es su enfoque para la planificación a futuro. Los líderes buscan preparar sus negocios para el futuro, al enfocarse en las capacidades tecnológicas y de las personas. Esta actitud parece estar años por delante de otras organizaciones que todavía trabajan en su digitalización. Las organizaciones líderes saben que las personas son el ingrediente clave y que impulsarlas para utilizar la tecnología con éxito es el desafío del futuro.

Las personas son clave

Mazhari lo pone de esta manera: “La crisis actual nos ha mostrado cuánto dependen de las personas la continuidad del negocio y nuestro éxito futuro, y las personas necesitan estar preparadas por completo para adoptar la realidad digital, junto con la tecnología, que si bien es importante, por sí sola no hará una diferencia. Son las capacidades y las habilidades de las personas las que permitirán a las organizaciones innovar y transformarse”.

Una organización líder comparte algunas mejores prácticas que todos pueden implementar.

Ochenta y nueve por ciento han desarrollado una cultura que promueve ideas disruptivas y fomenta la innovación como un valor corporativo. Ochenta y dos por ciento dan prioridad y formalizan recompensas de innovación sobre el rendimiento tradicional, y contratan una fuerza laboral diversa entre industrias, multicultural y multigeneracional. Y 70% invierte en el crecimiento de las capacidades y las iniciativas de capacitación de toda la empresa.

Esta apertura ayuda a desbloquear el potencial de las personas para acelerar la transformación.

Resiliencia y recuperación

Cuando las personas de una organización han adoptado por completo el concepto de una cultura de innovación, los otros elementos de la tecnología, datos y procesos entran en su lugar. De manera abrumadora (92%), las organizaciones líderes invierten en tecnologías disruptivas para impulsar la innovación y la transformación del negocio.

Los líderes también son más sistemáticos en su enfoque. Desarrollan procesos específicos para impulsar la innovación. También han dedicado presupuestos para impulsar su innovación y programas digitales.

Ellos también entienden la importancia de aprovechar los datos para diferenciarse y mejorar sus productos y servicios. Adicional a esto, toman decisiones para habilitar la colaboración y el intercambio de conocimiento en toda la empresa.

Esta combinación de adopción y capacidad tecnológicas es conocida como intensidad tecnológica. “Ahora que cada organización se Vuelve digital, alcanzar el éxito en la transformación requiere de la adopción de herramientas y tecnologías, así como de sus propias capacidades digitales”, mencionó Mazhari. “La cultura que fomenta la innovación y adopta las oportunidades digitales es crítica, ya que prepara a la fuerza laboral y a las organizaciones para los desafíos actuales y futuros”.

El estudio establece cuatro pasos que cualquier organización puede seguir:

  • Fortalecer la resiliencia con tecnología
  • Invertir en las capacidades y habilidades de la gente
  • Aprovechar los datos para incrementar la competitividad
  • Rediseñar procesos para impulsar a las personas para innovar de manera continua

Mazhari reitera que la cultura de innovación se consigue a través de la combinación esencial de la tecnología y el impulso a los empleados.

“Para tener éxito en la nueva normalidad e impulsar la transformación digital, no sólo debemos tener una base digital robusta, también necesitamos garantizar que nuestra gente tiene las habilidades y las herramientas para trabajar juntos e impulsar la disrupción. En última instancia, queremos asegurar un futuro más resiliente e inclusivo para todas las organizaciones. En Microsoft, estamos comprometidos en trabajar con las organizaciones en Asia Pacífico para hacer que esto suceda, juntos”.

Algunos desafíos de la Educación Superior y las tecnologías

Fuente: www.aequalis.cl

El Covid-19 ha acelerado dramáticamente diversos cambios en la forma de desarrollar las actividades humanas. Algunos hechos que pensábamos se darían en el próximo quinquenio, los estamos viviendo, y a veces sufriendo, hoy en día.

Algunas industrias estaban mejor preparadas para el actual escenario y a otras les ha impactado en mayor forma, pero todas las actividades humanas serán bien diferentes cuando salgamos de la actual etapa de pandemia. En todas ellas, las tecnologías estarán mucho más presentes que en el pasado.

Por otra parte, la Educación Superior tiene un conjunto de desafíos relevantes en los cuales perseverar y las tecnologías pueden ser parte de la solución a dichos retos.

Desde la enunciación de la “Ley de Moore” en los años sesenta, las tecnologías (sistemas de información, robotización, movilidad, realidad virtual, domótica y otras), han venido creciendo exponencialmente, aumentando su influencia en la vida y el trabajo humano. Todo indica que ellas continuarán creciendo de la misma forma, así es que este es un factor que hay que tener en cuenta en cualquier estrategia para navegar los años que vienen.

Paralelamente, desde su origen, Internet ha venido colocando a disposición de todo el mundo, muchas veces de manera gratuita, cantidades crecientes de información, mucha de la cual antes había que obtenerla pasando por las instituciones de Educación Superior.

De esta manera, algunos de los principales desafíos de ella son la atracción de talento, la continuidad de sus operaciones y el éxito en su misión formadora de estudiante, la sustentabilidad financiera y la reducción de costos, el mantener su reputación y la cada vez más ardua competencia/colaboración nacional e internacional.

Atraer talento es, desde siempre, una de las herramientas que utilizan las organizaciones líderes de todos los sectores para mantener y proyectar sus actividades. En la actual situación, atraer talento a las universidades, puede parecer una inconsistencia en un escenario que posiblemente empuja en sentido contrario, pero es necesario para enfrentar los actuales desafíos, marcados por nuevos paradigmas, nuevos modelos de negocios y continuo avance de las tecnologías. Una opción para las instituciones de Educación Superior es buscar ese talento en otras industrias, que ya hayan pasado por la situación que la Academia está viviendo hoy en día, aprovechando esas experiencias para potenciar su andar y salir bien posicionada de la crisis.

La continuidad de las operaciones y el éxito de los estudiantes que hoy están en la educación superior, sin duda, es un desafío no sólo para cumplir con el propósito de formación de cada institución de educación superior, sino que también para mantener la reputación. Las tecnologías están ayudando, y pueden seguir haciéndolo, a que la experiencia de esos alumnos sea buena y recuerden estos años como los del cambio de paradigma hacia un escenario con nuevas formas de hacer las cosas, que incluyen un mayor uso de las tecnologías, que es el mundo que a los jóvenes les atrae y son más afines.

Las tecnologías también pueden ayudar a la sustentabilidad financiera de las organizaciones. Aquellas permiten realizar más eficientemente y a menores costos muchos de los procesos educativos y del back office de la educación, evitan el re-trabajo y hacen que los procesos sean más rápidos, tal como lo exigen hoy los demandantes de cualquier servicio. Hace ya algunas décadas que otras actividades humanas comenzaron a desplegar masivamente tecnologías en todos sus procesos, (por ejemplo, los sistemas de gestión ERP’s) y eso les ha ayudado a reducir costos y tiempos de entrega de sus bienes y servicios.

Para que puedan aportar sustantivamente valor a las instituciones de educación, se requiere de un enfoque integral de su implementación, que se debe plasmar en la estrategia y bajar desde ella hasta toda la operación y a cada uno de los rincones del quehacer educacional. En el actual escenario, no ayuda mucho para dar mayor sustentabilidad a la institución, tener algunas áreas aisladas (o “silos) de las tecnologías, más aún si es que deben estar conectadas con el resto para lograr una gestión integral.

También pueden contribuir a mantener la reputación de las IES. Un buen contraejemplo es que para una institución que no use tecnologías y quisiese permanecer en esa forma, le será imposible atraer talento con experiencia para su gestión, como jóvenes soñadores que quieran venir a estudiar a ella. El uso masivo de las tecnologías es hoy una obligación para mantener la reputación y el valor público que han alcanzado las entidades educacionales, así como las organizaciones de todas las industrias.

El alto dinamismo en la actividad de Educación Superior es y será cada vez más fuerte y por ende hay que estar bien preparados. Al crecimiento global de la oferta educacional tradicional (campus) y la reducción de la tasa de natalidad, que significa menor demanda, se ha sumado en los últimos años la educación virtual, que día por día (y operando a costos marginales) está avanzando, borrando la protección que antaño significaban las fronteras geográficas de las naciones. Por cierto, la educación virtual no apareció con el Covid-19 pero se hizo visible y exponencialmente más popular con la pandemia, acelerando procesos que de otra manera hubiesen tomado algunos años.

A la educación virtual dictada por universidades extranjeras, se suma la iniciativa de varios importantes empleadores internacionales por brindar directamente algún nivel de formación formal a sus empleados, haciendo que esas personas no requieran pasar por instituciones de educación superior.

¿Pueden las tecnologías ayudar también a este desafío? Por cierto, que sí. Parte importante de esta mayor competencia se da de manera digital y por ende se debe contar con un ecosistema que permita operar en estas ligas. De hecho, la llamada “Transformación Digital”, tiene mucho de análisis estratégico, de revisión de procesos, de transformación cultural de las personas y sólo una parte es propiamente digital. Lo anterior no tiene necesariamente que ver con la infraestructura de emergencia que se ha debido expandir para conectar a los miembros de la comunidad educacional, sino que se refiere a que lo requerido para proyectarse, es una mirada estratégica que abarca el análisis del actual entorno y la adecuación a este escenario de todas las actividades, variables y procesos educativos.

VIDEO | Módulo de Postgrado ¡Lleva tus ventas a las nubes!

En nuestra suite especializada en Educación Superior contamos con diversos módulos para abarcar todo el Ciclo de Vida del Alumno. En esta ocasión, te invitamos a profundizar en los beneficios del Módulo de Postgrado revisando el siguiente video:

¡Bienvenida UST! Nuestro proyecto de mayor cobertura

Este año Grupo Santo Tomás nos ha confiado la labor de llevar a cabo un hito para U360: el desarrollo de nuestra suite en Grupo Santo Tomas, a nivel de Universidad, Instituto Profesional y Centro de Formación Técnica, para la demanda de usuarios más masiva en la historia de nuestros proyectos en instituciones de Educación Superior (más de 40 sedes en todo Chile).

Durante los próximos tres años, estaremos acompañando el proceso del Ciclo de Vida del Alumno, con la implementación de nuestra plataforma de relacionamiento U360, con el fin de mejorar el vínculo entre el alumno y la institución. La plataforma contempla:

  • Matrícula Online
  • Admisión Pregrado
  • Admisión Postgrado
  • Re-Matrícula
  • Proceso DEMRE

Dentro de las soluciones destacamos los diversos medios de canalización de matrículas en cada una de las vías de admisión y el sistema de firma electrónica avanzada para la digitalización de enrolamiento de nuevos clientes o trámites que requieran confirmación de identidad.

Además del constante acompañamiento de parte del equipo de soporte provisto por MBO, con el fin de otorgar autonomía al Grupo Santo Tomás en la administración de cada uno de los procesos, hemos definido nuevas lógicas funcionales para que -en caso de requerirlo- puedan ser modificados con un soporte provisto por MBO. Todo esto como parte del sello de fidelización que nos caracteriza. 

Con este proyecto, damos la bienvenida a Grupo Santo Tomas por pasar a formar parte de las más de 12 instituciones de Educación Superior que han digitalizado sus procesos con nosotros.

U360 en UNAB: Miles de alumnos, un ChatBot

Desde su fundación en 1988 hasta su proyección al 2022, la Universidad Andrés Bello ha procurado impregnar su identidad y valores en una experiencia educacional integradora y de excelencia, en pos del cultivo crítico del saber y de una generación sistemática de nuevo conocimiento.

Por ello, adaptándose a la cada vez más necesaria digitalización de las organizaciones y el reciente contexto nacional, hace tres años UNAB comenzó la implementación de soluciones tecnológicas con el objetivo de consolidar un modelo de gestión eficiente que facilite la interacción de la universidad con su entorno social, económico, productivo y cultural. Algunos de los objetivos donde éstas fueron aplicadas son: 

  • Integración de la modalidad online.
  • Mejora de procesos claves relacionados con la atención de alumnos.
  • Aseguramiento del uso eficiente de los recursos.
  • Reforzamiento de los procesos de comunicación de alto impacto.

Admisión

A fines de 2018, en pleno proceso de postulación a instituciones de educación superior, UNAB adquirió U360 de MBO; la línea de softwares especializados en ésta área, el cual ha sido probado en más de 10 universidades. El objetivo inicial de U360 fue responder prontamente a las consultas que los posibles estudiantes les realizaban a través del sitio web. Nuestra necesidad primordial era poder entregar un servicio continuo y en línea a los postulantes; una primera línea de servicios, especial para medir lo que nos preguntan de forma recurrente”, señala Rodrigo Loyola, Director de Tecnologías de la Información”. Sobre los resultados inmediatos Juan Pablo Chamorro recuerda:

“’Cata’, el nombre de nuestro bot, nos permitió automatizar procesos, lo que nos dejó bastante satisfechos».

El 26 de diciembre de 2018 se registraron 4.597 usuarios en el ChatBot.

En adelante, el ChatBot estaría al servicio de: 

+ 44 mil estudiantes de pregrado en Santiago, Viña del Mar y Concepción.

+ 68 mil egresados en pregrado 

+ 18 mil alumnos de postgrado 

La experiencia comenzó a perfilarse con éxito una vez que la atención multicanal demostró ser una oportunidad significativa para mejorar en el mundo digital, mediante el uso de la inteligencia artificial y las tecnologías cognitivas. Al respecto, Chamorro comenta:

“Dada la era digital en la que estamos viviendo hoy, con este tipo de soluciones las personas perciben que la UNAB está dentro del mismo sistema moderno de redes sociales y respuesta en línea. No quieren esperar un día para que le respondan, necesitan certezas a sus dudas, ya”.

En ese sentido, sobre el desempeño de MBO, agrega:

“MBO es un buen business partner. Conocen este negocio y nos han apoyado bastante alineándose a nuestras metas. Conocen el negocio y son un socio que nos ayuda y da soluciones”.

 

Beneficios

 

Mientras la implementación del Campus UNAB online se encuentra en desarrollo, sumar experiencias de éxito en el área de la tecnología se ha hecho fundamental para la institución.

¿Qué destacaría de la experiencia y los resultados que proporcionó el ChatBot “Cata” al proceso de admisión?

Rodrigo Loyola: “Aceleró en un 100% el tiempo de respuesta a preguntas de primera línea que pudieran resolverse con respuestas automáticas. Para el público objetivo -jóvenes estudiantes- fue percibido como novedoso«.

¿De qué forma la implementación de U360 en los procesos de Admisión, Difusión, Marketing y Re-Matrícula, robusteció la competitividad de UNAB frente a otras universidades?

RL: “En cuanto a Re-Matrícula, al ser U360 la única fuente, nos facilitó el acceso a información necesaria para desarrollar el proceso. En Admisión fue muy importante tener cobertura de todos los canales de comunicación. Asimismo en Difusión se abrieron más instancias y se redujo el riesgo de entregar información errónea, ambigua o mal interpretada”.

+ Acceso a información

+ Cobertura de canales de comunicación

+ Efectividad en la difusión

¿Qué desafíos inmediatos les trajo los efectos de la pandemia y cómo evalúa la respuesta de U350 de MBO a la situación?

RL: “El fenómeno que aceleró las gestiones en transformación digital no fue la pandemia, sino el estallido social. Lo favorable de U360 es que nos permitió trabajar de forma remota. Antes de U360 usábamos una App móvil para estudiantes de automatización online de ciertos servicios administrativos presenciales”.

Finalmente, sobre el desempeño de MBO, Juan Pablo Chamorro considera que la empresa debe mantenerse en la vanguardia tecnológica que ha alcanzado en el último tiempo:

Todo lo que sea tendencia mundial tiene que llegar de primera fuente a ustedes para que nosotros podamos acomodarlo y aprovecharlo en nuestro segmento de negocio”, afirma.

Nueva oportunidad de financiamiento para universidades

Desde el estallido social, las habituales protestas de estudiantes universitarios se hicieron permanentes y agudizaron sus repercusiones al combinarse con factores externos como los daños a la infraestructura de algunos campus e inseguridad en el traslado. Con la pandemia instalada en el país, la llamada “nueva normalidad” actualmente afecta a la vez que exige cada vez más de los actores de la educación superior en todas sus áreas de desarrollo, especialmente en el camino de la digitalización.

A fines de junio, la Comisión Económica del Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (CRUCH) expuso el resultado del impacto financiero de sus instituciones por la emergencia sanitaria y social, señalando que corresponde a $160.874 millones de pesos, un 10% más respecto al mes anterior. Cabe mencionar que dichos datos son solo en referencia a pregrado. El estudio del total de los costos de la pandemia y los ajustes presupuestarios en relación al postgrado, investigación, extensión universitaria y vinculación con el medio están siendo investigados.

Ante la situación, el vicepresidente del Consejo de Rectores, Juan Manuel Zolezzi, declaró: “las dificultades y limitaciones que se derivan del contexto actual han tenido un fuerte impacto en el estado financiero de las instituciones. Esta situación ha sido advertida en diversas ocasiones por las universidades, tanto en instancias en el Congreso como en la Mesa Técnica para el Financiamiento de la Educación Superior”.

Una plataforma de relacionamiento más flexible

Mientras se discuten las soluciones desde el ámbito político, en MBO reforzamos nuestro compromiso con el desarrollo de la educación superior en Chile, conscientes de que nuestras soluciones son un aporte clave para la transición digital de las instituciones. Es por ello que hemos implementado una nueva modalidad de financiamiento de nuestros servicios.

Nos propusimos facilitar el acceso a la activación de todos los módulos de nuestra Plataforma de Relacionamiento U360 sin grandes inversiones. De esta forma, bajo un esquema de suscripción a una modalidad de servicios mensual, se desarrolla un plan de trabajo de habilitación secuencial basado en las prioridades del plan estratégico de la institución o la contingencia actual. Por ejemplo, activar por 30 días el módulo de servicio a estudiantes de pregrado o postgrado.

De esta forma, un setup inicial (pago único) da pie a la implementación de los servicios de U360, y posteriormente se genera un recurrente mensual bastante más bajo, donde la diferencia del setup se repactaría en 12 o 24 meses, según lo estime la institución.

Conoce más sobre nuestra Plataforma de Relacionamiento U360 en el siguiente enlace

https://bit.ly/3iMfR2L

EDUCA360 BUSINESS BREAKFAST – MBO & SOFTLINE

La mañana del 29 de agosto, en un delicioso desayuno, presentamos la alianza entre Softline y MBO, con la intención de fortalecer las soluciones tecnológicas que tienen por objetivo entregar una experiencia única a todos los actores de educación.

Adolfo Burchard, Gerente General de MBO dio inicio con un excelente discurso en donde entre varios temas, nos habló de como poner al alumno en el centro de todos los asuntos universitarios.

«Es de mucho valor y alegría que estén aquí, porque para nosotros quiere decir que las instituciones educacionales se encuentran cada vez más comprometidas con el desarrollo integral de quienes las conforman, y me refiero a los alumnos, a los docentes, a los profesionales y futuros profesionales que desde esa vitrina buscan desarrollar y ejecutar aptitudes, actitudes y valores que aportan al desarrollo país.En 2008 la matrícula total en instituciones de educación superior era de 713.701, mientras que en el 2018 presentó un aumento de un 65%. Los Institutos Profesionales en 2008 eran un 21% del total, y en la actualidad son un 11% más.Este cambio se debe principalmente a que los IP han sabido adoptar de mejor manera al dinamismo de la demanda, logrado capturar de mejor forma el interés de un porcentaje mayor de estudiantes. Y de la misma forma ha crecido el interés de los alumnos por matricularse en las mejores instituciones. Pero si le preguntas a algún estudiante de ¿Qué define la calidad de una institución? Lo primero que se le vendrá a la mente será la Acreditación y con ello el prestigio de la institución. Las instituciones acreditadas entre 4 y 7 años han visto crecer su matrícula relativa, no así aquellas instituciones que se acreditaron por menos de 3 años, cuya matrícula ha disminuido a tal punto que hoy muchas están en riesgo de desaparecer.

Y esto ¿Qué crea? Un ambiente de competitividad entre las instituciones por captar más, pero a la vez mejores estudiantes. Los estudiantes de hoy en día tienen cada vez más opciones para elegir, acerca de dónde quieren alcanzar sus objetivos académicos y de carrera. Como resultado, las instituciones se encuentran compitiendo por los mejores aplicantes.

¿Dónde están los desafíos entonces? Están en poder diferenciarse para atraer a esos alumnos. Creando un ambiente y una experiencia académica única, que le permita no solo retener a sus estudiantes, sino que crear un fuerte vínculo en el largo plazo, que apoye un constante compromiso en sus alumnos y ex alumnos, para entregar un valor agregado al grado académico o al diploma. Y así lo vemos en otros países donde el compromiso del alumnado es realmente fuerte, es aquí donde nacen conceptos tan fuertes como el alma máter, en donde vemos incluso conceptos como filatropía hacia la universidad, donde los mismos ex alumnos donan dinero a la institución.Entonces ¿Por qué tengo que cambiar? Porque esa brecha tecnológica afecta directamente en la competitividad de las universidades. Si las universidades no invierten en tecnología no van a haber personas ni titulados que recomienden la universidad. El mejor referido que tengo en las universidades son sus ex alumnos.

Entonces, ¿Qué es lo que debemos esperar de una Universidad del siglo XXI tecnológicamente revolucionaria?

  • Que alcance sus objetivos, de matrícula, retención y graduación.
  • Obtener insights a través de toda la institución.
  • Entregar servicios que hagan match con los estudiantes.
  • Retener y hacer avanzar a los estudiantes.
  • Producir graduados más exitosos y más felices que mantengan una relación que dure toda la vida con la institución.

Podemos esperar como beneficios tangibles:

  • Aumento en la percepción positiva de la institución.
  • Beneficios económicos de poner al alumno en el centro del proceso: Aumento en la generación de demanda y apuntar hacia un proceso de matrícula más eficiente. Graduación oportuna y Fidelización.
  • Nuevos cambios normativos en la educación superior. Con la creación de la SES (Superintendencia de Educación Superior) cómo podría impactar en las IES la no adopción de una estrategia de transformación difital con los respectivos perjuicios económicos y de imagen.
  • Proyección de largo, mediano y corto plazo de las instituciones.
  • Democratizar las tecnologías.

Pero es imposible concebir realmente el alcanzar los objetivos anteriormente mencionados, si no consideramos la tecnología como un habilitador, como un agente que nos permita unir a la institución transversalmente. Hoy en día y más frecuentemente de lo que esperamos, los datos están almacenados en silos o islas, en distintos departamentos. Resultando en data duplicada o incompleta.

Entonces hoy MBO y Softline los invita a construir un ecosistema tecnológico que permita llevar procesos de forma más eficiente y beneficiosa.Una institución educativa es una sumatoria de personas, experiencias y vivencias; Personas que en algún momento estuvieron en primaria y secundaria, y que ahora vivirán la experiencia universitaria para luego salir al mundo laboral, para quizás más adelante volver a alguna institución educativa para seguir perfeccionándose. Dicho esto, entendemos que la influencia de la institución no se limita al periodo que el alumno cursa su pregrado, sino que ya se empieza a notar en los últimos años de secundaria y nos acompaña toda la vida laboral casi como un estandarte. Sin embargo es evidente que la influencia mayor se da desde aquella primera interacción en alguna feria universitaria o algún evento realizado en la sede o en el mismo colegio y se hace más o menos intensa una vez que el alumno cursa sus años universitarios.

Entonces si la institución educativa se convertirá en aquel estandarte que porte aquella persona, ¿Qué podemos hacer en conjunto para que esa experiencia universitaria sea, no buena, no aceptable, sino que extraordinaria y deje un sello en nuestros egresados? ¿Qué podemos hacer para que en 10 años más ese profesional se convierta en un portador de la voz de la institución? ¿Qué podemos hacer para que el las aptitudes, actitudes y valores que fueron desarrollados durante la vida universitaria perduren?Uno de los factores preponderantes para una percepción positiva tiene que ver con cómo los hiciste sentir.

Maya Angelou, escritora, poeta y activista por los derechos civiles estadounidenses decía que las personas olvidarán lo que dijiste, las personas olvidarán lo que tú hiciste, pero nunca olvidarán como los hiciste sentir.

¿Cómo generamos entonces, una experiencia única para cada alumno?, la respuesta tiene que ver con poner al alumno en el centro de todos los asuntos universitarios con:

  • Alta personalización: Las personas quieren sentir que son únicas, que los entiendes sinceramente y que crees en ellos. La personalización a lo largo de la experiencia universitaria es fundamental para generar «EXPERIENCIA» (…).
  • Cercanía real: Poder anticiparse al alumno integralmente, poder identificar si ese alumno está viviendo su experiencia universitaria de la forma que queremos. Acercarse y conocerlo: Y esto significa mucho, entender quién es la persona, el constructo de aptitudes, actitudes y valores de quien está viviendo la experiencia universitaria conmigo. Con la finalidad de entregar todo lo que ese alumno requiere para sentirse único.
  • Todo se resume en una única frase: EXPERIENCIA. Ya no basta tener un buen relacionamiento, tenemos que ir más allá (…).Para eso nace Educa360, para apoyar a las instituciones educacionales en generar una experiencia única, alineando la visión estratégica del plan de desarrollo institucional con las nuevas soluciones tecnológicas que se van poniendo a su alcance. Educa360 es una solución tecnológica que busca en conjunto a la universidad, poner al alumno en el centro del desarrollo institucional, desde que es un alumno potencial hasta que egresa y quiere continuar los estudios con nosotros. Es decir, a lo largo de todo el ciclo de vida del estudiante.

 

Los invitamos a ver el siguiente video: